Cómo repasar las tablas del 1 al 6 una tarde de lluvia


Hoy os traemos una propuesta para que paséis un buen rato al mismo tiempo que ayudáis a vuestros escolares a repasar las tablas de multiplicar desde el 1 hasta el 6.

Solo necesitáis un papel, dos lápices de diferentes colores y dos dados.

 Para empezar, tenéis que dibujar una cuadrícula de 6 x 6 y sombrear los recuadros que están en la diagonal.

 

Ya podéis empezar.

El primer jugador lanza los dados, multiplica los números que salgan y escribe el resultado de la multiplicación, con el lápiz de su color, en las casillas que correspondan en la cuadrícula.

Por ejemplo, si salen 3 y 2, multiplicamos 3 x 2 = 6. Colocamos el 6 en todas las casillas posibles, en este caso: 2 x 3, 3 x 2, 1 x 6 y 6 x 1.

 

El siguiente jugador hace lo mismo y escribe el número que salga con el lápiz de su color.

 

Continúan tirando los dados una vez cada uno y escribiendo los números cada uno con su color. Si sale un número que ya está escrito, se pasa el turno al siguiente jugador.

Si sale un número cuadrado, se coloca en el recuadro que corresponda de la diagonal y se rodea con un círculo. 

ATENCIÓN. Esta jugada también cuenta como cuadrado:

 

Cuando ya quedan pocos números por salir, si se os resisten mucho, podéis dejar uno de los dados quieto con el valor de uno de los multiplicadores. Así será más fácil que salgan los números que faltan.

 

Cuando la cuadrícula esté completa, cada jugador cuenta los números de su color. Cada número escrito vale un punto y los números cuadrados valen dos puntos. 

Cuando la cuadrícula esté completa, cada jugador cuenta los números de su color. Cada número escrito vale un punto y los números cuadrados valen dos puntos. 

¿Quién ha ganado?