Noche de Reyes en agosto


 Esta noche no hemos dormido mucho. Éramos como tres niñas en la noche de Reyes. El motivo de nuestro nerviosismo era que sabíamos que hoy recibiríamos los ¡CAMACADABRA! Y así ha sido.

Ya tenemos nuestros mil ejemplares y hemos dedicado la mañana a hacer los paquetes y los envíos de los mecenas que querían recibirlo en agosto. Ya está en camino hacia esos domicilios. Lo recibiréis en un plazo de 4 ó 5 días.

Realmente es un momento emocionante recibir ese gran paquete que contiene el resultado del trabajo de varios meses o, incluso, años.

Lo primero es desembalar y comprobar que el resultado final cumple nuestras expectativas. Abrimos el cuento, lo miramos página a página, examinamos la calidad de la reproducción, releemos el texto por enésima vez y respiramos satisfechas al comprobar que todo está como queríamos.

También es emocionante ver que llega el momento de compartirlo con todas las personas que, aportando en la campaña de crowdfunding, han participado en este proyecto y lo han hecho posible. Es muy gratificante sentir el apoyo y la confianza que implica tener éxito en una campaña. Y ahora viene la mejor parte para nosotras: dar después de haber recibido.

Esperamos que las recompensas cumplan también vuestras expectativas. Estaremos deseosas de recibir los comentarios y las sugerencias que nos queráis hacer llegar. Los necesitamos para seguir adelante y poner en marcha más ideas que están ya esperando a que llegue su momento.

Así que ¡seguimos!